<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=388281687962727&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Comenzar
Comenzar
Menu
LAMPUNG_V4.h264_1080_best4-1-773898-edited

- lectura de 7 min

La transformación digital ha logrado mucha popularidad en todos los sectores en las últimas décadas; muchas empresas han tomado la iniciativa muy rápidamente para liderar el cambio. Algunas invirtieron enormes cantidades de dinero en nuevas tecnologías digitales que deseaban implementar en toda su empresa. 

Sin embargo, las cosas no siempre salen como se esperaba. De hecho, la implementación de una estrategia digital óptima es algo que exige decisiones meditadas. Para garantizar unos resultados positivos, normalmente se necesita tiempo, una formación integral y pruebas.

«La transformación digital es un proceso continuo por el cual las empresas cambian su forma de hacer negocios. Requiere inversiones iniciales en habilidades, proyectos, infraestructura y, con frecuencia, limpieza de los sistemas informáticos. Requiere la combinación de personas, máquinas y procesos comerciales, con toda la complejidad que ello implica. También se requiere una intervención y una supervisión continua, desde el nivel superior, para garantizar que tanto los líderes digitales como los no digitales estén tomando buenas decisiones respecto a sus esfuerzos de transformación.» (Harvard Business Review, 2018)

Hemos presentado recientemente en nuestro blog dos de nuestros componentes comerciales fundamentales: potentes aplicaciones y datos de construcción. De hecho, con el fin de ayudar en la transformación digital del sector de la construcción e infraestructuras, nuestros equipos han desarrollado una avanzada plataforma de software, así como técnicas especializadas para recopilar perspectivas sobre los datos.

Sin embargo, considerando lo precoces que siguen siendo las tecnologías de campo en el sector de la construcción y obra civil, fue evidente para nosotros que las empresas necesitaban algún tipo de orientación durante la implementación. Un cambio digital firme suele requerir esfuerzos de varios años y se desarrolla en una serie de pasos progresivos claramente definidos. De este modo, pensamos que era realmente importante acompañar a nuestros clientes en esta transición digital, porque la adopción y el uso son fundamentales para el éxito de un nuevo software.

Deben seguirse tres pasos principales para implementar satisfactoriamente la transformación digital en una empresa de construcción y/o obra civil. Para comenzar, es necesario diagnosticar la situación actual. Posteriormente, puede comenzar a desplegarse su estrategia en los sitios correspondientes. Después de un cierto período para permitir la operación efectiva de la solución, puede comenzar a ampliarse su ámbito mediante la transformación de otras entidades.

 

Primera fase:diagnóstico 

En primer lugar y antes que nada, cuando una empresa de construcción o de obra civil se siente preparada para elegir un software digital para el campo, nuestros equipos pueden comenzar un diálogo orientado a descubrir sus necesidades, puntos críticos, objetivos e indicadores de rendimiento. Es importante observar que el deseo de implementar dicha tecnología en un grupo es fundamental para una transición fluida y sin problemas. De igual modo, la adopción de campo desempeñará un papel fundamental en esta transición.

«Hemos mantenido conversaciones intensas sobre nuestros puntos críticos; todas nuestras dudas y solicitudes se abordaron de manera oportuna.» – Héctor Borja, ingeniero de inspecciones en Fujita MX

Creemos firmemente que los cambios digitales necesitan unos años para que se produzcan, especialmente en este sector que suele implicar a empresas grandes y un gran número de personas cuyas áreas de dominio pueden variar. Es por ello que pensamos que es mejor trabajar mediante una colaboración a largo plazo. Sin embargo, las asociaciones de larga duración pueden asustar, especialmente si consideramos la cantidad de obras, el número de personas que formar y muchos otros factores. Por ese motivo, normalmente, comenzamos las colaboraciones con una fase de diagnóstico.

En esta fase, nuestra solución se somete a pruebas en una serie de casos prácticos de uso, con el fin de adaptarse a las inquietudes principales de los clientes y despejar sus dudas. Intentamos ayudar a los clientes a que puedan imaginar el aspecto que tendrá su vida diaria cuando hayan integrado estas nuevas herramientas y las hayan implementado en sus equipos. Esto puede comenzar con la digitalización de los planos, aunque suele implicar la disposición de nuevos procesos y hábitos. Este período de detección suele durar de tres a seis meses; nuestro equipo de preventas hace visitas de campo regulares para formar a los empleados y hablar con ellos, y de este modo asegurarnos de que Finalcad satisface sus necesidades. Al final de la fase de diagnóstico, ambos lados somos capaces de tomar una decisión informada en cuanto a la adopción de una solución móvil sobre el terreno y de cómo implementarla para que prospere. La fase de diagnóstico también permite articular el plan de implementación basado en las capacidades de la empresa (p. ej. cuánta transformación puede gestionar).

 

Segunda fase:despliegue

Cuando ambas partes deciden avanzar en la implementación de Finalcad, comienza la fase de despliegue. En este punto, el objetivo es implementar la solución tanto como sea posible y maximizar la adopción por parte de personas que trabajan en el campo. Tras haber identificado el valor que Finalcad puede aportar a la empresa durante la fase de diagnóstico anterior, ahora debemos implementar la solución para ampliar su valor.

«Una buena solución solo es adecuada si las personas implicadas la adoptan; de lo contrario, no es una solución. Ese es el motivo por el que acompañamos a nuestros clientes durante esta transición.» – Walid Kadem, jefe del Departamento de éxito de los clientes en Finalcad

Para ello, los miembros del equipo de Finalcad hacen visitas regulares a una serie de obras seleccionadas. Después de hablar con los responsables de tomar decisiones, la empresa designa un número determinado de asesores regionales que se responsabilizarán de la implementación del producto a nivel interno. Estas personas suelen ser expertas en las nuevas tecnologías y les gusta superar los retos. Nos aseguramos de dotar de forma exhaustiva a estos profesionales y, posteriormente, les transmitimos los conocimientos a través de un programa de Formar al formador. Estos líderes locales se convierten de este modo en defensores de Finalcad y se encargan de una serie de tareas, entre las que se incluyen la formación de sus equipos y el seguimiento del uso en su área asignada.

«El software es la parte sencilla y las personas son el reto fundamental. Por lo tanto, hemos creado una metodología de gestión del cambio, para ayudarles a ejecutar su propia transformación digital. Muy especialmente, mediante la disposición de un comité de dirección que nombre asesores regionales y asesores principales para el programa. Recomendamos que Finalcad sea una parte integral de su programa de formación y de sus procesos operativos, para garantizar que todas las personas de la empresa sepan cómo y cuándo usarlo. Durante el despliegue, la comunicación y el marketing son fundamentales; la plataforma debe promocionarse estratégicamente para que todos se beneficien del mismo nivel de información.» – David Vauthrin, cofundador y director ejecutivo de marketing en Finalcad

Asimismo, proporcionamos a nuestros clientes material de marketing exclusivo como vídeos educativos, guías de usuario y casos prácticos específicos. A petición del cliente, podemos elaborar acciones de mayor impacto, como boletines internos exclusivos o eventos específicos para fomentar el uso de Finalcad, tal como hicimos con Eiffage Group con el Finalcad Tour, mediante nuestro FINALTRUCK.

 

 

También disponemos, a nivel interno, de un equipo de operaciones dedicado al éxito de nuestros clientes. Su función es asegurarse de que cada proyecto de construcción disponga de planes de corte personalizados para dispositivos móviles. De hecho, estos cortes permiten una navegación móvil sencilla e intuitiva sobre la marcha, y aseguran que cada entrada esté asociada con una ubicación (lo que permite análisis posteriores de datos muy precisos). Además, configuran cada proyecto para garantizar un uso óptimo de todas las funciones (p. ej. glosario de deficiencias, formularios de control, etc.). Están a su disposición para que sus proyectos sean más eficientes.

 

Tercera fase: transformación 

Normalmente, después de un año de transformación digital, es importante hacer un seguimiento de todo lo que se ha dispuesto y analizarlo. Gracias a los datos, podemos ver fácilmente qué proporción de Finalcad se ha adoptado en el área. También es posible hacer un seguimiento de dónde podría mejorarse el uso e identificar a usuarios activos o inactivos. De este modo nuestros clientes pueden contar con vías para aplicar medidas correctivas y pueden saber fácilmente dónde centrar su atención.

Cuando la transformación digital comience a ser más homogénea en un grupo, podemos comenzar a pensar en las actividades de ampliación. Creemos que hay dos tipos de avances posibles. En primer lugar, es posible que una empresa desee equipar a más usuarios de la misma región/sucursal/sector cuando hayan implementado una línea de acción satisfactoria. Este tipo de aumento garantiza que la solución se ha implementado de forma correcta en una primera muestra y permite el avance del proceso de una forma mucho más fluida. Se vuelve más sencillo formar a nuevos usuarios y conseguir que usen la solución de manera adecuada. Otra estrategia de avance sería expandir la implementación a otras unidades comerciales, sectores de la industria, regiones o incluso países, mediante un efecto de bola de nieve. Al igual que el método anterior, es esencial ir paso a paso, para asegurarse de no repetir algunos errores dos veces; ayuda a encontrar la estructura adecuada para futuros desarrollos.

Puesto que cada entidad es diferente y presenta sus propios retos, es importante comenzar siempre desde el principio y seguir cada uno de estos pasos. Nuestra experiencia, al trabajar en varios entornos, países y sectores, permite a nuestros equipos proporcionar consejos valiosos en todo este proceso. Una vez se haya implementado una estrategia de cambio óptima, también surge otro tipo de transformación a partir del análisis de los datos. De hecho, mediante la adopción de los usuarios, los clientes obtienen mucha más información de sus prácticas y comprueban la viabilidad de la solución. Por ejemplo, podrían identificar fácilmente el 5% de sus problemas más habituales, que de hecho podrían tener un efecto del 50% en los costes y los retrasos. Posteriormente se concreta mucho más la organización de los planes de acción para minimizar estos problemas. De este modo, el ahorro empieza a crecer rápidamente y puede llegar a alcanzar cifras muy importantes.

Te puede interesar

LAMPUNG_V4.h264_1080_best4-1-773898-edited

Colaboración

Cómo potenciar la adopción digital en la...

La transformación digital ha logrado mucha popularidad en todos los sectores en las últimas décadas;...